· 

Consecuencias del alcoholismo


El alcohol llamado también  alcohol etílico o etanol es un líquido incoloro, trasparente e inflamable y con un olor característico. La mayor parte del que se utiliza se sigue obteniendo mediante procesos de fermentación de azúcares,  utilizados desde la antigüedad.

 

El alcohol que se consume es absorbido mediante el proceso de la digestión, una pequeña parte a través del estómago, otra por medio del intestino delgado siendo este el que absorbe la mayor parte del alcohol ingerido, de ahí pasa al torrente sanguíneo que trasporta el alcohol a todo el cuerpo, disminuyendo el funcionamiento del sistema nervioso central y afectando entre otras a las funciones cerebrales, después el hígado es el encargado de eliminar esta sustancia de nuestro cuerpo.

 

Las cantidades que tolera el organismo variaran en función del sexo, la edad, o el peso corporal.  Una persona en condiciones de buena salud  que ingiere alcohol  no tolera un nivel de más de 3 gr. por cada litro en sangre, ya que sufriría coma, e incluso podría llegar a la muerte.

 

También es importante destacar que el hígado humano no es capaz de metabolizar más de 9 grs. de alcohol por hora, por lo que, las ingestas de grandes cantidades en periodos cortos de tiempo aumentan el riesgo de sufrir intoxicación aguda con graves consecuencias para la salud, inclusive caer en estado de coma y llegar al  fallecimiento. El alcohol es una droga con efectos depresores, esto quiere decir que poco a poco enlentece las funciones cerebrales. Los efectos que tiene en el organismo  varían en función del sexo, de la edad y del estado de salud, así como de las cantidades ingeridas y el tiempo en el que se ingiere.

 

El alcoholismo a  largo plazo,  afecta seriamente la salud, provocando y aumentando la posibilidad de desarrollar diversas enfermedades. Se relaciona con trastornos cardiológicos , con aumento de padecer cáncer bucal, de garganta y esófago , cirrosis hepática,  problemas de hipertensión arterial,  enfermedades del aparato digestivo como gastritis o úlcera gastroduodenal, inflamación del páncreas, encefalopatías, disfunciones sexuales, como impotencia, perdida de la fertilidad y trastornos menstruales,  aumento de infecciones,  problemas de la piel, musculares y óseos.

 

Además del daño físico el alcoholismo también tiene consecuencias psicológicas  y sociales. Por su efecto desinhibidor genera una falsa sensación de seguridad y de control,  por lo que aumentan conductas de riesgo como prácticas sexuales sin protección o conducir bajo los efectos del alcohol. A largo plazo el consumo favorece la aparición de trastornos como la depresión, psicosis, alteraciones del sueño como el insomnio, además de demencias y trastornos de la memoria, aumento de la agresividad y el síndrome Wernicke-Korsakoff o demencia alcohólica.

Las consecuencias del alcoholismo en el aspecto social son: genera  problemas en las relaciones sociales, conflictos de pareja y familiares, que pueden llevar al aislamiento y a situaciones de desestructuración familiar, problemas laborales o la pérdida de trabajo, problemas económicos, además su consumo está relacionado directamente con los accidentes de tráfico y gran parte de los accidentes laborales, así como en situaciones de maltrato físico y psicológico.

 

 

Te dejo algunos videos donde podrás encontrar mayor información acerca del tema:



¿El alcohol te ha causado continuos problemas?

¡IDENTIFICA Alcohólicos Anónimos en México!

  Central Mexicana de S.G. de A.A., A.C.

#EstoesAA 

 


Escribir comentario

Comentarios: 0