· 

ACCIONES PARA DISMINUIR EL CAMBIO CLIMATICO



Los efectos del cambio climático ya se  perciben en todos los continentes. El planeta se encuentra inmerso en  cambios cuyos efectos son cada vez más irreversibles debido al aumento de la contaminación atmosférica y al incremento de la temperatura. Los países han admitido que el cambio climático constituye una amenaza cada vez mayor para el desarrollo y  bienestar de los  ciudadanos. El nivel del mar sigue subiendo, el hielo del mar del Ártico se está derritiendo y se están produciendo más fenómenos meteorológicos severos, incluyendo sequías e inundaciones prolongadas, sin embargo aún es posible limitar el cambio climático si se adoptan medidas de inmediato. La adopción de estas medidas  en lo individual  puede ser un granito de arena muy importante para combatir este problema ambiental. Estas son algunas de las recomendaciones que podemos hacer desde casa:

 

Cambiar las bombillas viejas por bombillas LED o de bajo consumo: Esta medida ahorrará costos de energía.

 

Apagar las luces: Incluso si se hace durante unos segundos, se ahorra más energía de la que se necesita para encender la luz. A partir de ahora, apaga siempre las luces de las habitaciones que no se estén usando.

 

Desconectar aparatos electrónicos: Como televisores u ordenadores, ya que aunque no se estén usando, la mayoría de estos aparatos siguen consumiendo energía incluso cuando están apagados.

 

Acortar los baños: Reducir los minutos en la ducha, ahorrará una gran cantidad de agua todos los días.

 

Reducir el consumo de carne: Necesitamos iniciar un cambio hacia dietas basadas en vegetales, ya que la producción y distribución de carne tiene un impacto perjudicial en las emisiones de gases de efecto invernadero.

 

Comprar productos locales y de temporada: Estos son más respetuosos con el medio ambiente, para evitar otros modos de producción menos sostenibles.

 

Intenta consumir más productos bio: Ya que en su producción se usan menos pesticidas y otros químicos durante cualquiera de sus etapas.

 

Actúa contra la pérdida de bosques: Planta un árbol,  en toda su vida los arboles  puede absorber hasta una tonelada de CO2. En la medida de lo posible evita lo que provoque riesgos de incendio en bosques o pastizales.

 

Lleva tu propia bolsa: Cuando compres evita usar bolsas de plástico.

 

Elige el transporte público o la bicicleta: En la medida de lo posible  utiliza menos el coche y así contribuirás a reducir emisiones. Si lo utilizas, recuerda que cada kilómetro que aumentas la velocidad, aumenta considerablemente el CO2. Entre los transportes que generan más contaminantes se encuentra el avión pues parte de las emisiones de CO2 emitidas a la atmósfera, provienen de este medio.

 

 

Pon en práctica las 3 ‘R’ de la sostenibilidad

 

Reduce: Simplificar el consumo de los productos directos, todo aquello que se compra y se consume, ya que esto tiene una relación directa con los desperdicios, a la vez que también la tiene con nuestro bolsillo. Por ejemplo, en vez de comprar 6 botellas pequeñas de una bebida, se puede conseguir una o dos grandes, teniendo el mismo producto pero menos envases sobre los que preocuparse.

 

Reutiliza: aprovéchate de los mercados de segunda mano, para dar otra oportunidad a aquello que ya no usas o hacerte de algo que necesitas y que otra persona ha desechado. Se ahorra dinero y se consigue reducir el consumo. Practica también el intercambio.

 

Recicla: Evita todo lo que puedas los embalajes excesivos y los alimentos procesados, en caso de que los uses recicla estos  envases de plásticos, vidrio, residuos electrónicos, cartón, papel, con ello se puede ahorrar más de 730 kilos de CO2 al año, reduciendo   la mitad de la basura que se genera en el hogar.

 

Encontraras mayor información acerca de este problema ambiental en el que cada uno de nosotros puede contribuir a afrontarlo.



Escribir comentario

Comentarios: 0